Viernes, 19 de enero de 2018

Noticias

NATACION

Tres medallas, ya van seis, y resta una jornada

Tres medallas, ya van seis, y resta una jornada

26/05/2012 - La sexta jornada del Europeo de Debrecen (Hungría) ha servido a España para duplicar la cosecha de medallas. Si hasta ahora teníamos el oro de Rafa Muñoz (50 mariposa) y los bronces de Marina García (100 braza) y de Duane da Rocha (200 espalda), desde esta tarde contamos con otros dos oros, los de Mirea Belmonte (1.500 libre) y Merche Peris (50 espalda), y el tercer bronce, el de Erika Villaécija (1.500 libre). Y mañana domingo aún podrá subir la cosecha en otras cuatro pruebas más.

Mireia ha venido a Debrecen a nadar tres pruebas individuales. De momento ha ganado un oro, está clasificada para otra final y nadará por la mañana las semifinales de su última prueba. Balence inmaculado hasta el momento. Era la primera vez que nadaba un 1500 en una gran competición y su 16:05.34 ha pasado a ser la mejor marca mundial del año. Bien es cierto que no es una prueba olímpica, pero camino de Londres, la badalonesa se atreve con todo y ha querido ver cómo le va la prueba más larga. Recordemos que para Londres tiene mínima en el 800 y lo de hoy le habrá orientado. Y al contrario de las semis de ayer, Mireia se controló bastante en la salida, no tomando el mando de la prueba hasta los 450 metros, para ya no dejarlo. A los 800 marcaba 8:38.71, con Eva Rizstov (8:39.11) y Erika (8:40.07) a su estela. Al paso del 1200 (12:53.90) ya sólo le seguía la húngara (12:55.45), porque Erika (13:00.35) nadaba ya para conservar la medalla. De ahí al final las cosas ya no variaron y Erika inició su cosecha, con Erika dando valor añadido al podio.
...


...
La otra gran alegría de la jornada vino de la mano de una Merche Peris que quería quitarse el mal sabor de boca del 100 espalda. La valenciana había sido segunda tanto ens eries como en semifinales y en la final disparó su último cartucho. Le salió a la perfección con una reacción en la salida inmejorable y con un ritmo sostenido que le llevó a ese 28.25 final que le valía el oro y que supone la décima mejor marca mundial del año. A su estela llegaron igualadas la italiana Arianna Barbieri (28.31) y la croata Sanja Jovanovic (28.31), ambas plata. Un buen colofón para un año duro en la carrera de la del Santa Olaya para quien este oro vale su peso en ese metal.

Había otras dos esperanzas de medalla pero se quedaron en el camino. Rafa Muñoz quería reivindicarse tras su fallido asalto a los Juegos. Había superado bien series y semifinales, pero la final fue otra cosa. Quiso guardar fuerzas en el tramo de ida (24.50), lo que le supuso pasar sexto en el muro, y cuando quiso forzar en la vuelta, su 28.21 sólo le valiço para ganar una plaza y acabar con un quinto puesto que no le hace justicia y con un crono de 52.71, peor quel 52.48 de las semifinales y por supuesto lejos de sus aspiraciones. Mirolav Cavid (51.45) -mejor marca mundial del año, Laszlo Cseh (51.77) -tercera marca mundial del año- y Matteo Rivolta (52.40) le arrebataron los puestos de honor.

La segunda esperanza estaba en Patricia Castro. Posiblemente el podio era mucho pedirle, pero por los tiempos realizados en series y semifinales sí que se podía soñar con haber estado más cerca de las tres primeras. Su 1:59.39 le doy para ser sexta de la final. Idéntico puesto que si hubiera logrado el 1:58.95 de las semis, porque en la finals e nadó muy rápido. El oro estaba predestinado para la italiana Federica pellegrini (1:56.76) y nadie se lo discutió. La pelea por la plata la ganó la alemana Silje Lippok (1:58.19), mientras que el bronce se lo llevó la sorprendente francesa Ophélie Ettenne (1:58.23) nadando por la calle siete.

En cuanto a las pruebas de semifinales, nuevo pleno español. Primero fue Conchi Badillo quien en otra gran carrera fue quinta de las semis con un registro de 31.66, mejorando notablemente el 32.01 de la mañana en series. Mañana la veremos en la última sesión de finales nadando cerca de su récord nacional (31.14), pero sin sentirse obligada a subir al podio.

Quién sí se lo pedirá para ella misma será Mireia en su segunda final de este Europeo, los 200 mariposa. Tras haber hecho el oro en 1500 no se podía esperar una buena marca en las semifinales de la mariposa. Mireia, controlando en todo momento la carrera, fue segunda de su serie tras la Jakabos (2:09.09) y con un crono de 2:09.14 fue la cuarta en el total, más que suficiente. Por su parte, Judit Ignacio, con menos carga, mejoró notablemente su tiempo de las series (2:15.61) y con 2:10.47 finalizó sexta en la suma y también estará en la final dominical.

Una sesión dominical que comenzará con las semifinales del 400 libre en el que actuarán Mireia Belmonte y Lydia Morant. Luego, Eduardo Solaeche se tirará a la piscina en el 400 estilos, y acabará la sesión el relevo del 4x100 estilos femenino, cuya composición no se conocerá hasta momentos antes del comienzo de la prueba. Lo podrán seguir en nuestro twitter (@rfen_directo).

RWG (Comunicación RFEN)
Foto: Meche Peris, contenta tras recibir su medalla de oro; abajo, Mireia y Erika en el podio del 1500.

 


Enlaces relacionados

XXXI CAMPEONATO DE EUROPA DE NATACION: RESULTADOS

 

Imprimir Imprimir Enviar noticia Enviar Noticia       Comparte la noticia: Facebook Twitter Delicious Technorati Meneame wikio

Turbo La Liga 4 Sports Myrta
Image Map
© 2016 Real Federación Española de Natación.
Juan Esplandiú, 1. 28007 Madrid. Tlf: +34 91 557 20 06 rfen@rfen.es.
Mapa Web | Dirección RFEN | Correos RFEN | Aviso Legal | Política de Privacidad |  RSS 2.0